Blogia
Detrás del mar...¿yo?

AL SON DEL MOTOR

AL SON DEL MOTOR

Rodaban las emociones , volteaban como mariposas alrededor de la moto , al ritmo del motor de los sentimientos.
El aire nos suspiraba y entonces la sirena pampera entonaba su melodía, afilando ilusiones, susurrando melancolías, y la sirena alada apretaba el corazón y la seguía , desafinado razonamientos, armonizando costumbres.
Y con dos ruedas encaminaban sueños , que arrancaban desde sus gargantas, y seguían por la vereda hasta sus corazones.

“Tienes Buenos Aires, que se yo .....”

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Anita -

hermosas experiencias que compartimos los mejores recuerdos de tu visita y una amistad que esta creiciendo y ni el tiempo ni el océano impediran que perdure...esta sirena pampeana que agradece a la sirena alada el haberse atrevido a volar y a soñar...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres